Servicio de búsqueda personalizada

Búsqueda personalizada

Te esperamos!!!!

Google+ Followers

Seguidores

25 may. 2014

La suerte de haber nacido en los 50s


George W nació antes de los años 50 pero nos envió un mensaje en inglés muy interesante que mereció adaptarlo a nuestro idioma y a nuestras circunstancias.
Esperamos haberlo hecho dignamente.
---
¿Verdad que tuvimos mucha suerte?

Allá lejos y hace tiempo, en una tierra que el tiempo olvidó,
antes de los tiempos de Callejeros y del incendio de Cromañón,
vivía una raza de inocentes y ellos eran vos y yo.



Perón estaba en la Casa Rosada en la tierra en la que nacimos, donde ombligo tenían las naranjas y las películas de Coca Sarli eran pornográficas.


Deseábamos con ansias el amor y el romance, y esperábamos nuestro príncipe o nuestra princesa.


En Estados Unidos Eddie Fisher se casaba con Liz y nadie volvía a verlo.


Bailábamos con "Los 5 latinos" y cantábamos "Sólo tú".


Y gritábamos por Sandro en "Gitano".


Solamente las chicas usaban aros y tres eran demasiados.


Y solamente los muchachos fumaban y bebían en público. 


Y ni en nuestros sueños más locos esperábamos ver un muchacho llamado Jorge con lápiz labial en la tierra en la que vivíamos.


Nos enloquecían los chicos del Club del Clan y la película que habían hecho.


No tuvimos un Viaje a las Estrellas 5, ni Psicosis 2 y 3, ni Rocky o Rambo 20 en los tiempos que vivimos después.


Y los militares eran seguidos por gobiernos democráticos.


Tuvimos un mago Fu-Manchú pero no un David Copperfield.


Y todavía no conocíamos el Tinelli que vendría.


Tuvimos nuestros héroes que nunca pensamos que iban a desaparecer. Al menos no Hugo del Carril o Lydia Lamaison.


Porque la juventud era aún eterna y la vida estaba por comenzar.
Y una Ginamaría Hidalgo era para siempre.


No habíamos nunca ni oído hablar de microondas o de teléfonos en los automóviles.


Y los bebés podían alimentarse con leche en mamadera pero no se gestaban en tubos de ensayo.


No sabíamos de jets ni de microchips.


El hardware era un tipo de madera. 
Las naves-cohete sólo existían en la ficción de Flash Gordon.


Los trajes de baño cubrían ambas nalgas.


La coca era solamente una gaseosa embotellada.


Un tipo de 35 años era "de mediana edad" y sólo era "viejo" el que pasaba los 43. Y ancianos eran nuestros padres.


Hemos recorrido un largo camino, amigo, desde aquella tierra en la que vivimos.
Así que ahora encaramos un embravecido nuevo mundo en jeans ligeramente más largos. 


Y nos preguntamos por qué usan letra más pequeña en las revistas.


Y decimos a los hijos de nuestros hijos la forma como deben ser.



Allá lejos y hace tiempo en la tierra que nos hizo.

Si no creciste en los años 50, 
te perdiste la etapa más maravillosa de la historia.

Archivo del blog